El politeismo en el cristianismo

El politeísmo en el cristianismo

Comencemos definiendo los términos: politeísmo, significa Doctrina de los que creen en la existencia de muchos dioses. Mientras que cristianismo es la doctrina de los que creen que Jesucristo es Dios. La Religión cristiana. Conjunto de los fieles cristianos. La palabra cristiano es derivada de Cristo. Eso es lo que expresa el diccionario y eso es el concepto que los cristianos tienen de su doctrina, se les llama cristianos por ser seguidores de Cristo. En la biblia se registra que los primeros cristianos eran discípulos de Jesucristo. Hechos 11:26 “y cuando lo encontró, lo trajo a Antioquía. Y se reunieron con la iglesia por todo un año, y enseñaban a las multitudes; y a los discípulos se les llamó cristianos por primera vez en Antioquía.”

Dentro del cristianismo, existen una infinidad de agrupaciones que no quisiera llamarles religiones, pero nadie va a negar que los distintos grupos existentes tienen creencias diferentes y por eso es que existen católicos, protestantes, evangélicos, bautistas, ortodoxos, etc, etc. Dentro del cristianismo hay una gran cantidad de creencias encontradas y por esa razón es que existe tanta agrupación. Los católicos no creen lo mismo que los evangélicos o protestantes y sin embargo son miembros del cristianismo.

Pero el punto que si les une es que creen en el politeísmo o sea en la existencia de varios dioses. A pesar de que los principios de todas estas agrupaciones son de índole politeísta, todos ellos alegan y se defienden diciendo que son monoteístas o sea que solo creen en un solo Dios. Existe una gran confusión acerca de lo que significa Dios. Unos llaman Jehová a Dios, otros le llaman Yavé, y otros Jesús al extremo que han elevado a la categoría de Madre de Dios a la madre de Jesús.

El problema del cristianismo es una gran confusión derivada de tener una Biblia con dos Testamentos, el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento, lógicamente que también ocurrirá que llamen a Dios como Jehová y como Jesús por tener ambos libros como verdadera palabra de Dios. En el catolicismo el problema es mayor aun por cuanto además de considerar a Jesús como Dios, también adoran a María la madre de Jesús, a una cantidad de vírgenes y otra grande de santos, esa diversidad de deidades es lo que se conoce como politeísmo.

Los cristianos y mas los católicos, siempre estarán a la defensiva alegando que ellos tienen un solo Dios, sin embargo le piden a María en oraciones que interceda por ellos, lo mismo hacen con  San Antonio, San Sebastián, San Martin de Porres, San José, San Bartolomé, San Pedro, San Joaquín, San Isidro, San Miguel, Santo Tomás, San Juan, San Nicolás, Don Bosco, San Ignacio, San Cristóbal, San Benito, y no se cuantos mas, y por el lado de las vírgenes, tenemos a la Virgen de Guadalupe, la Virgen de Suyapa, la virgen del Carmen, la Magdalena, la virgen de Dolores, la virgen del Cobre, la virgen Lourdes, la virgen de Fátima, la Verónica, Santa Martha, Santa Eduviges, Santa Rita, Santa Rosa de Lima, etc y aun tienen otras deidades como el Niño de Atoche, el niño Jesús, y otros mas.

Dentro del evangelismo también llamado protestantismo, la confusión es menor porque solo consideran a Jesús como Dios o al Padre como Dios, pero no creen en santos y vírgenes.      

En forma general la confusión está entre tener a Jesús y al Padreen conjunto con el Espíritu Santo como Dios, como un solo Dios trinitario. Esta confusión no logran explicarla por ejemplo el caso de Maria, a quien le llaman madre de Dios y cuando leen en la Biblia que Dios envió al Espíritu Santo sobre ella para engendrar a Jesús, no hay explicación, igualmente cuando Jesús dice que solo hay uno bueno y que ese bueno es Dios.

No podemos abandonar la idea de que los cristianos practican el politeísmo. Son demasiadas las creencias que ellos practican y es por sus acciones que les conocemos como lo dice Dios en su palabra, Por sus frutos los conoceréis. Caso diferente es en el Judaísmo donde los hebreos solo adoran a un Dios, a Jehová y no reconocen a Cristo ni como Hijo ni como Dios.

Uno de los orígenes del politeísmo cristiano es la ignorancia de la palabra de Dios y esa ignorancia proviene de la confusión, porque dentro del cristianismo, con dos testamentos en la mano no pueden hacer una diferencia entre que cosas corresponden a Jehová y cuales a Jesucristo, es más, la confusión se extiende a muchos escritores que escriben de Cristo en el Antiguo Testamento sabiendo muy bien que la era cristiana comienza con el nacimiento de Jesús en Belén.

Si hiciéramos una encuesta inmediatamente notaríamos la enorme confusión que existe dentro del cristianismo, unos creyendo una cosa y otros otra, de modo que las conclusiones que obtengamos serian que el cristianismo es politeísta o sea que se cree en varios dioses.

Lo grave del cristianismo politeísta es que va en contra de las palabras de Dios, por ejemplo en el catolicismo se acostumbra adorar estatuas, pinturas, estampas, fotografías y otras cosas que les representa a sus dioses, porque no solo las tienen de un hombre a quien le llaman Jesucristo sino de sus vírgenes y de sus santos. Si ellos consultaran y fueran obedientes a Dios tratarían a toda costa de cambiar sus doctrinas y tendrían como justificación, lo que dice la Biblia en Éxodo 20:4 “No te harás ídolo, ni semejanza alguna de lo que está arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra.”

El cristianismo es a toda luces politeísta porque aunque se niegue, ellos adoran tanto a Jesús, como a María, como a Dios el Padre, como al Espíritu Santo y al resto de deidades entre vírgenes y santos. Y todo viene por la falta de conocimiento de la palabra de Dios, estoy seguro que si todos los cristianos escudriñaran la palabra de Dios, terminarían no siendo cristianos sino discípulos de Jesucristo como fueron llamados al principio. El hecho de que en la Biblia se mencione al Padre al Hijo y al Espíritu Santo no es suficiente motivo para asegurar que hay tres dioses en uno. Pero si escudriñaran las escrituras leerían lo que Dios dice: Éxodo 3:14 “Y dijo Dios a Moisés: YO SOY EL QUE SOY. Y añadió: Así dirás a los hijos de Israel: “YO SOY me ha enviado a vosotros.” Ese yo soy se llama Dios. Y si atendieran a Jesús que también dijo: Mateo 19:17 “Y él le dijo: ¿Por qué me llamas bueno? Ninguno es bueno sino uno, es á saber, Dios: y si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos.” Y con respecto a Maria su madre, dijo Jesús estas palabras: Mateo 12: 46-50 “Mientras El aún estaba hablando a la multitud, he aquí, su madre y sus hermanos estaban afuera, deseando hablar con El. Y alguien le dijo: He aquí, tu madre y tus hermanos están afuera deseando hablar contigo. Pero respondiendo El al que se lo decía, dijo: ¿Quién es mi madre, y quiénes son mis hermanos? Y extendiendo su mano hacia sus discípulos, dijo: ¡He aquí mi madre y mis hermanos! Porque cualquiera que hace la voluntad de mi Padre que está en los cielos, ése es mi hermano y mi hermana y mi madre.”

El politeísmo cristiano tiene que desaparecer, eso no es sino una táctica del diablo para confundir a los cristianos y que dejen de adorar al Dios verdadero. El politeísmo va a desaparecer en la medida que se conozca la verdad de Dios. El apóstol Pablo logró identificar este asunto y escribe a la  iglesia en esta manera: Ustedes aun son carnales, no les pude hablar de cosas espirituales fuertes porque son carnales y el hecho es que viven en divisiones, unos dicen ser de Pablo, otros de Apolos y otros de Cristo. Ustedes necesitan crecer espiritualmente hasta llegar a tener un mismo pensamiento, un mismo Dios un mismo bautismo y una misma fe. Y por su lado Pablo les dice que él tiene la mente  de Cristo o sea que sus pensamientos solamente son los de Cristo y que en su mente no hay mundo que valga sino solo Cristo.

Pablo les hace una pregunta y les dice: ¿Quien fue crucificado? ¿Fue Pablo? Y yo agregaría además: Fue crucificada María, o Pedro o Tomas, o Juan, quien mas fue crucificado por nuestros pecados? El cristianismo verdadero es aquel que obedece a Jesucristo como el enviado de Dios, como el Mesías, como el Ungido de Dios el Padre, pero, ojo, a quien debemos adorar es a Dios el Padre de Jesucristo. Jesucristo nos va a llevar al Padre y ese es el motivo de nuestra obediencia a él pero el Dios Padre siempre será, siempre ha sido y siempre es, Dios es eterno y es Espíritu, nadie le va visto  jamás, Jesús es hombre nacido en Belén hijo de María y murió en la cruz, Dios es eterno y no tiene principio ni fin.   

La causa de que haya un cristianismo politeísta es derivada de la falta de Espíritu Santo en la gente, si los predicadores realmente tuvieran palabras de vida en su boca, el resultado sería que el Espíritu Santo se derramara sobre ellos y conocerían la verdad, solamente el Espíritu Santo nos puede llevar a la verdad, por eso se conoce como el Espíritu de verdad, aquel que se cita en Juan 15:26 “Cuando venga el Consolador, a quien yo enviaré del Padre, es decir, el Espíritu de verdad que procede del Padre, El dará testimonio de mí,” en otras palabras, solamente el Espíritu Santo puede dar testimonio en nosotros acerca de la verdad de Jesús.  Juan 14:26 “Pero el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, El os enseñará todas las cosas, y os recordará todo lo que os he dicho.” Y si Jesús habló, solo dijo la verdad de Dios de manera que las palabras de Dios serán recordadas por el Espíritu Santo en nosotros.

Mateo 10:20 “Porque no sois vosotros los que habláis, sino el Espíritu de vuestro Padre que habla en vosotros.” Si nuestros pastores y maestros hablaran la verdad de Cristo, no estaríamos adorando tantos dioses sino que nuestra mente como la de Cristo nos llevaría al Padre únicamente. Quiero que mediten sobre lo siguiente:  Mateo 16:23 “Pero volviéndose El, dijo a Pedro: "¡Quítate de delante de Mí, Satanás! Me eres piedra de tropiezo; porque no estás pensando en las cosas de Dios, sino en las de los hombres." Y en esto:  Efesios 4:11-16 “Y El dio a algunos el ser apóstoles, a otros profetas, a otros evangelistas, a otros pastores y maestros, a fin de capacitar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo; hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento pleno del Hijo de Dios, a la condición de un hombre maduro, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo; para que ya no seamos niños, sacudidos por las olas y llevados de aquí para allá por todo viento de doctrina, por la astucia de los hombres, por las artimañas engañosas del error; sino que hablando la verdad en amor, crezcamos en todos los aspectos en aquel que es la cabeza, es decir, Cristo, de quien todo el cuerpo (estando bien ajustado y unido por la cohesión que las coyunturas proveen), conforme al funcionamiento adecuado de cada miembro, produce el crecimiento del cuerpo para su propia edificación en amor.”

Por Víctor Manuel Castro Chinchilla

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: